La mejor crema para el culito del bebé

Me he encontrado con todo tipo de opiniones respecto a los productos para el cuidado del culito del bebé.  Seguramente, habréis escuchado de todo, que hay que poner crema en cada cambio de pañal, que no hay que ponerla, que no hay que utilizar toallitas si no esponja…. A continuación, os contaré lo que a mí me ha funcionado de verdad en el culete de mi hijo.

Como ya os comenté en el anterior post de “el mejor hidratante para bebé”, mi pequeñín tiene la piel muy sensible sin llegar a ser piel atópica.  Por este motivo, es propenso a la aparición de irritaciones en el culito.  Además, últimamente al estar saliéndole los dientes imaginaros como puede tener la zona. Hay días que con heridas y con el color del rojo infierno.

Cada vez que se le pone así, me siento la peor madre del mundo, quizá por no estar lo suficientemente pendiente o atenta en el cuidado de su culito. Empecé a probar todo tipo de soluciones y cremas de varias marcas. Incluso la eosina que es un clásico de las madres para la dermatitis de pañal. Nada me funcionaba correctamente. Así que decidí preguntarle a la pediatra a ver que me recomendaba. Me indicó que probara con la crema la Roche-Posay Cicaplast Baume B5. Y así fué, la compré y se la apliqué de forma inmediata al culito de mi bebé, para después con una frecuencia de 3 veces diarias, y a los dos días prácticamente había desaparecido casi por completo. El rojo intenso, se había convertido en rosado, y el bebé ya no se quejaba en cada cambio de pañal. A día de hoy se ha convertido en mi mejor aliado, y no solo para el bebé, sino también para toda la familia ya que es apto para cualquier irritación y alteración epidérmica que tengamos bebés, niños y adultos. Se puede aplicar sobre el cuerpo, rostro y labios, sin parabenes, sin perfume y no deja manchas blancas. Para más info, podéis visitar su página web aquí.

Espero que esta recomendación os ayude a aliviar el sufrimiento de la dichosa dermatitis. 

Contadme vuestras experiencias ¿Lo habéis utilizado alguna vez? ¿Os hizo efecto? ¿Lo conocíais?

 

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: